domingo, 30 de agosto de 2020

Ted Nugent-Cat Scratch Fever (1977)

Tras dos primeros discos sensacionales, Ted Nugent, lanzó la que sin duda seria su obra maestra y a la vez uno de los discos imprescindibles del hard rock.
"Cat Scratch Fever" fue lanzado en 1977 y fue la secuela de su álbum debut "Ted Nugent" (1975) y "Free-For-All" (1976), con estos dos álbumes Nugent había logrado estar en la cúspide del hard rock como uno de sus máximos representantes.
Para "Cat Scratch Fever" Nugent recuperó a su vocalista Derek St. Holmes que había dejado su banda tras su primer disco, y junto a Rob Grange y Cliff Davies formaron una banda visceral, rotunda y explosiva como se demostraría poco después con su fantástico "Double Live Gonzo".
Un disco que contiene rock potente, temas rítmicos, muy adictivos y con ese sonido característico de la época, destacando el tema que da título al disco o "Workin´Hard Playin´Hard", "Wand Dang Sweet Poontang" o "Thousand Knives ".
"Cat Scratch Fever" logró un triple récord de platino y un alto lugar entre los diez primeros en América del Norte y unas ventas mundiales que superaron los cuatro millones de copias.

martes, 25 de agosto de 2020

Alvin Lee-In Flight (1974)

Después del álbum de 1974 "Positive Vibrations", Alvin Lee puso fin a la carrera Ten Years After, con la que había publicado una docena de álbumes extraordinarios.
El abandono de Lee fue principalmente para seguir su propia carrera en solitario que se prolongaría hasta finales de los ochenta cuando volvería a reunir a la banda aprovechando la fiebre surgida a finales de esa década por los sonidos de los años 70.
Sin embargo Alvin Lee ya había publicado su primer album en solitario en 1973 cuando aún estaba en Ten Years After con el album titulado "On The Road to Freedom" en el que contó con la colaboración de Steve Winwood, George Harrison, Ron Wood y Jim Capaldi entre otros.
En "In Flight" Lee aprovechó una de las grandes especialidades de su ex-banda, su fuerte sonido en vivo y sus excelentes creatividades guitarristicas, grabado en el Rainbow Theatre de Londres en 1974, el repertorio incluía adaptaciones de clásicos del rock como "Don´t be Cruel" de Elvis Presley, "Keep a Knocking" o "Mystery Train", además del tremendos blues como "Freedom For the Stallion" y "Every Blues You´ve Ever Heard" o temas cercanos al boogie rock como “Ride My Train”, “I´Ve Got Eyes For You Baby” o “Slow Down”.

martes, 11 de agosto de 2020

Buffalo Springfield-Buffalo Springfield (1966)

Buffalo Springfield es una de las bandas fundamentales del folk, country y rock estadounidense de todos los tiempos.
Y no es para menos si tenemos en cuenta que en una misma banda se encontraban tres de los mejores músicos de toda la historia como son Neil Young, Stephen Stills y Richie Furay.
Crearon escuela y muchos grupos y artistas en las siguientes décadas fueron influenciados por estos tres grandes compositores.
Un disco que se recuerda sobre todo por el enorme "For What Is Worth", compuesto por Furay, una canción inmortal que nunca pasará de moda.
El eclecticismo de Stills y la constancia de Young también dieron sus frutos en forma de grandes temas como "Go And Say Goodbye" de Stills, un claro ejemplo del country-rock germinal, o los rockeros "Pay The Price" y "Everybody's Wrong", adonde se acercaban a la fuerza de sus shows en vivo.

lunes, 10 de agosto de 2020

Bryan Ferry-Boys and Girls (1985)

Casi 12 años después de la publicación del primer álbum de Roxy Music titulado homónimamente como la banda, su fundador y líder Bryan Ferry se dedica exclusivamente a su carrera en solitario, la cual ya había empezado paralelamente a su banda madre en 1973 con la publicación de su disco debut “These Foolish Things”, al que seguirán una serie de álbumes como “Another Time, Another Place” (74), “Let's Stick Together” (76), “In Your Mind” (77), y “The Bride Stripped Bare” (78), todos ellos de desigual fortuna, aunque los dos primeros alcanzaron los primeros puestos de las listas británicas.
Roxy Music surgieron en el fervor de la moda glam, pero con personalidad mas que suficiente como banda de rock, y apoyados en la carisma de sus miembros, especialmente de Bryan Ferry, el disidente Brian Eno y el guitarrista Phil Manzanera, convirtiendo a la banda en una de las de mayor peso en la música britanica a lo largo de la década de los 70. El estilo Roxy, primero basado en la fascinación glam, adornandose con plumas y lentejuelas y más tarde afianzándose en los márgenes del equilibrio entre la calidad de los álbumes y la comercialidad de los singles, fue saturado luego con la imagen retro y reverdecido a finales de los 70 con la vuelta del grupo, lo cual la convierte en una de las bandas más atractivas que el pop haya producido jamás con una amalgama de grandes trabajos como   “For Your Pleasure” (73), “Stranded” (73, “Country Life” (74), “Manifestó” (79) o “Flesh and Blood” (80)   
Ya en 1985 después de publicar con Roxy Music el aclamado “Avalon” (82)  Ferry graba el trabajo “Boys and Girls”, álbum que lo consagró definitivamente llegando al primer puesto en los charts ingleses.
Temas como "Slave To Love", "Don't Stop The Dance" Valentine" o “Windswept”, conformaban un trabajo que rebosa lujo, ensueño, sensualidad y romanticismo, demostrando la versatilidad y calidad del cantante, el cual es considerado unos de los Dandys del pop rock por su elegancia y sofisticación.

domingo, 2 de agosto de 2020

Justin Hayward & John Lodge-Blue Jays (1975)

En 1975 The Moody Blues no había publicado ningún album desde hacia tres años, de hecho el último había sido "Seventh Sojourn" (1972) y no editarían nada nuevo hasta tres años después con "Octave" (1978).
El motivo principal había sido el agotamiento de los integrantes luego de tantos años publicando álbumes y las constantes giras mundiales que la banda había realizado en seis años consecutivos.
Sin embargo eso no quiso decir que sus integrantes por separados también estuvieran alejados del mundo de la música, y por ello su guitarrista y máximo compositor de la banda Justin Hayward junto al bajista John Lodge, publicaron ese mismo año de 1975 el disco "Blue Jays".
Ambos músicos dejaron con este trabajo una de las obras más bellas que se recuerdan, con grandes armonías vocales, un acompañamiento instrumental sencillo pero muy efectivo, ricas melodías y emocionantes composiciones que en parte nos recuerdan como no podía ser de otra manera a la banda madre.
Un álbum memorable que contiene temas extraordinarios como la melódica "Remember Me, My Friend", la melancólica "Night Winters Years", o la extraordinaria "Blue Guitar", considerada una de las canciones más bellas jamás compuestas por Justin Hayward.
Este último lanzado como sencillo promocional que no aparecería en el disco final hasta su reedición años después, y que fue grabado con la formación completa de la mítica banda 10CC.